Mar del Paraíso

Para guiar tu amor me hice Farola,
para atraer tu cuerpo me hice mujer,
en una jábega vengo a besar tus olas.
A veces soy gaviota bebiéndote
y a veces soy el viento remando a solas,
a veces soy la luna en tu atardecer.
Quiero ser yo tu barca y tu rompeolas
encontrarte en el puerto al amanecer.

Iba a espiar tu azul desde Puerta Oscura,
escondí en la Alcazaba mi desnudez.
Llegaste con tu traje de blanca espuma
susurrando a tu amante ‘ya volveré’
y me dejaste sal en mi piel desnuda.
Quiero vivir ahogada en tu atardecer,
navegar por las aguas de tu cintura,
bañarme en tu delirio hasta enloquecer.

Para defender mi amor me hice Coracha,
para verte el horizonte y tu libertad.
Me reparé los celos en las Atarazanas,
me consolé en la arena y en su humedad,
me refugié en tu brisa una mañana.
Te espero desde el alma de mi ciudad,
le he abierto al corazón todas mis ventanas
pa’ que te traiga pronto en tu inmensidad,
me refugié en tu brisa una mañana,
te espero desde el alma de mi ciudad,
le he abierto al corazón todas mis ventanas
pa’ que te traiga pronto tu navegar.

Letra y música: Laura Trinidad y Diego Salas

Canción incluida en el disco ‘Universos de papel’ (2007)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *