Los tiempos del verbo amar

Porque anclar no es sinónimo de anclarse
me resuelvo en el verbo ser.
Yo, pronombre personal, quisiera desconjugarme
del verbo tener.

Que la herida de la vida
comenzó en la cicatriz que hay en mi ombligo,
me lo dicen mis pulmones.

Duele respirar, pero, al amar,
engaño a mi memoria,
me dejo volar.

Te pienso, se me nublan los sentidos,
mi nube es un cielo contigo,
tu nombre, aliado,
remedio para el frío,
pecado y necesidad

Juntos podremos reinventar
todos los tiempos del verbo amar,
hasta derrotar centauros,
migrando del sueño a la realidad.

Letra y música: Laura Trinidad y Diego Salas

Canción incluida en el disco ‘Beber el tiempo’ (2011)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *